Se emplean para la manipulación de objetos.

Ventosas de vacío: accionamiento por vacío que cuando cesa, la ventosa se libera del objeto. La gama de productos incluye ventosas que se adhieren a superficies curvas; ventosas con roscado interior y exterior; ventosas de 2 y 3 fuelles y ventosas de plato.

Ventosas de presión: estas ventosas tan sólo precisan ser comprimidas contra la superficie a adherir. Mediante un impulso de aire comprimido sobre la bola metálica, se obtiene un rápido desprendimiento del objeto. Además no requieren de elementos adicionales de sujeción, una abrazadera es suficiente. Si se extrae la bola, pueden utilizarse como ventosas de vacío.

La selección de la ventosa idónea se hace teniendo en cuenta la fuerza de unión necesaria entre la ventosa y el objeto a desplazar. La magnitud de la fuerza depende de:

  • – Superficie de la ventosa. A mayor superficie mayor fuerza.
  • – Nivel de vacío. A mayor nivel de vacío mayor fuerza.
  • – Acabado superficial de la pieza.
  • – Porosidad del material.

Las ventosas pueden fabricarse en los elastómeros más habituales como son NBR, NR; AU; FKM; Silicona y CR, entre otros materiales.

Soluciones a medida. Consulte a nuestro equipo sus necesidades.